Borrón y cuenta nueva

Escrito por Patricio Sancha el . Publicado en Columnas
Imprimir

Si bien es cierto los dichos populares encierran una sabiduría ancestral, a veces tienen puntos de vista discutibles.
"Borrón y cuenta nueva" implica olvidarse de todas las experiencias pasadas para comenzar desde cero una nueva vida.
Eso es completamente imposible.
Todas las experiencias vividas, las buenas y las malas, las propias y las ajenas, las buscadas y las espontaneas, aquellas que atesoramos por la tremenda dicha producida y aquellas que quisiéramos olvidar por dolorosas, las que nos significaron triunfos y las que fueron una gran derrota, todas y cada una de las experiencias nos han ido formado gradualmente hasta llegar a transformarnos en la persona que somos.
Ninguna es desechable y aunque queramos camuflarla tras un velo de olvido, siempre estarán ahí prontas a aflorar cuando alguna situación la traiga de nuevo a nuestro presente.
Los antiguos diarios de vida de una u otra manera cumplían la función de plasmar en palabras escritas las vivencias de nuestro día a día.
Los álbumes de viaje fotográficos, algunos de ellos complementados con palabras y una que otra papelería como pasajes, facturas o catálogos, nos permitían re vivir el viaje una y otra vez, en todas las ocasiones que lo deseáramos al refrescar en nuestras mentes las situaciones experimentadas durante el periplo.
Hoy ya no usamos diarios, usamos las agendas digitales de nuestros teléfonos inteligentes. La fotografía analógica con la magia de esos diminutos granos químicos transformados en imágenes ha sido reemplazada por la instantaneidad de la fotografía digital. Ya no nos tomamos largos minutos para obtener el encuadre perfecto fijando la imagen no solo en el rollo de película sino en nuestra memoria también. Decenas, cientos, quizás son miles las imágenes que podemos tomar durante un viaje sin prestar atención al detalle. Fueron tantos clicks que al regreso a casa nos cansa el sólo hecho de revisarlas, por lo que simplemente las olvidamos.
Sea cual sea el medio que pretendamos usar, parece ser que sólo la memoria tiene la eficiencia necesaria para atesorar realmente las experiencias vividas.
Antes, todos éramos capaces de recordar varios números de teléfono y direcciones, hoy le dejamos esas tareas a nuestros teléfonos. Casi nadie conoce ni siquiera su propio número de teléfono.
Entonces si hemos liberado espacio en nuestras mentes por no tener que almacenar datos rutinarios ¿por qué no la llenamos de experiencias?
Es que ya no tenemos tiempo.
Es cierto que dado el acelerado vivir del mundo contemporáneo, el tiempo se ha transformado en un bien de lujo del que pocos pueden disponer a su antojo pero también es cierto que si uno realmente quiere, puede.
Los objetivos claros se reconocen por sus logros y si realmente queremos algo, lo obtendremos. Si no, es porque en realidad nunca fue prioridad.
El objetivo de nuestras vidas debería ser el de llenar nuestras mentes y por sobre todo nuestro espíritu, de vivencias.
No es necesario embarcarse en un viaje con rumbo desconocido a un reino misterioso para tener las vivencias que sin duda enriquecerán nuestras vidas. Basta con dejarnos llevar por la proposición de sensaciones que el arte nos ofrece para tener experiencias tan enriquecedoras como la mejor.
¿Borrón y cuenta nueva?
¡No!
Borrón y a interpretar el borrón que nos puede decir mucho.

Contáctenos

Teléfonos de contacto:
+57 (2) 2 37 20 12
+57 315 542 73 66

Dirección:
Calle 4 No. 6-57 Buga - Valle del Cauca - Colombia

E Mail:
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.