¿Ventana o pasillo, puerta o ventana?

Escrito por Patricio Sancha el . Publicado en Columnas
Imprimir

La pregunta ¿ventana o pasillo? que alguna vez quisimos responder cuando compramos pasaje para un viaje, puede asimilarse a ¿puerta o ventana?
Fuese por la razón que fuese, pocas veces podíamos elegir realmente y terminábamos sentados en pasillo al lado de una señora gorda que ni siquiera disfrutaba la vista del paisaje.
En la vida muchas veces tratamos de entrar por la puerta, como debe ser, pero las circunstancias nos obligan a entrar por una ventana.
Lobby, red de contactos, conocidos, tráfico de influencias o en mi país simplemente pituto, es la mejor forma de entrar por la ventana sin tener la llave de la puerta.
En algún recuerdo de mi memoria, se decía que esa forma de actuar era típica de países bananeros, en un evidente tono denostativo para con esos países tropicales productores de tan delicioso fruto rico en potasio.
Hoy en día al parecer eso del tráfico de influencias se da a todo nivel económico, social, gubernamental, etc... y no solo en países considerados inferiores.
Al ser amigo de la cajera es bastante probable no tener que hacer la fila y si se tienen buenas relaciones con el encargado de compras de una empresa, la venta multi millonaria está asegurada.
Pasa lo mismo entre países aunque en este ámbito se da de manera despiadada donde los países llamados influyentes, por ejemplo los del G7, hacen y deshacen a voluntad en beneficio propio.
Es complejo, por no decir imposible, ir en contra de esta forma de actuar. Despues de haber tocado demasiadas puertas, la alternativa de aliarse con quienes conocen todas las ventanas se hace tentadora.
Si se está convencido de que el proyecto es de calidad, no es malo entrar por la ventana, eso siempre y cuando el atajo no signifique aplastar las aspiraciones de quien trate de entrar por la puerta utilizando la llave de la calidad de su propio proyecto, esa que no siempre abre la cerradura.
¿Cuántas veces no hemos asistido a espectáculos o visto obras de arte, verdaderamente deplorables pero que al contar con el alto auspicio de quien podía firmar el cheque, desplazaron a otras, de verdadero valor artístico?
A pesar de que quisiéramos creer que en el mundo del arte solo se impone la calidad relacionada con su influencia en los sentidos, también existen los San Pedros dueños de las llaves del reino de los elegidos.
Llámense dueños de empresas auspiciadoras para rebajar impuestos, ministros de cultura que firman papeles sin saber siquiera su contenido o empleados de mandos medios que son capaces de poner la carpeta del proyecto en el lugar adecuado para la firma, siempre, existirá ese alguien a quien será mejor conocer para obtener el financiamiento necesario que nos permita ver el nacimiento de nuestra obra.
Artista es quien vivo por y para el arte. Obviamente el dinero es un factor no menor ya que la vida espiritual también necesita comer cosas compradas en el supermercado.
Son pocos quienes logran tener un mecenas como antaño. La mayoría debe tocar muchas puertas con la esperanza de que alguna de ellas se abra y como dije antes, si se debe entrar por la ventana, que por la ventana sea si creemos realmente en nosotros y nuestra realización.

Contáctenos

Teléfonos de contacto:
+57 (2) 2 37 20 12
+57 315 542 73 66

Dirección:
Calle 4 No. 6-57 Buga - Valle del Cauca - Colombia

E Mail:
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.