Solitario

Escrito por Patricio Sancha el . Publicado en Columnas
Imprimir

Siempre existirá una lejana alternativa de obtener logros sin la ayuda ni consejo de nadie aunque con un mínimo de apoyo sin ninguna duda las posibilidades de tener éxito se multiplican de manera exponencial por la retroalimentación entre las partes en busca de un objetivo común.
La romántica idea del lobo estepario que vaga en solitario por los intrincados caminos de una sociedad salvaje logrando incluso más de lo que se propone, solo es una imagen explotada hasta el hastío por la industria cinematográfica para hacernos creer que cada uno de nosotros tiene la capacidad exhibida en la pantalla grande y así pagar gustosos la entrada al cine para soñarse el héroe solitario. Héroe anónimo sentado en la obscuridad de la sala armado de un inmenso paquete de palomitas de maíz y un litro de gaseosa, en conjunto más caros que la entrada al cine. Basta con mirarnos por un segundo la barriga para darnos cuenta que la masa muscular del súper héroe, en nuestro caso, a pesar de transpirar ilusamente en el gimnasio, solo es masa porque de muscular le queda bastante poco, por no decir nada.
Dado que hoy en día las múltiples teorías conspirativas son tan valederas como cualquier verdad, quizás lo de explotar la individualidad como una característica deseable responda a la idea del dividir para gobernar tan bien manejada por esa mano negra de la cual todos sabemos su existencia sin lograr liberarnos de su influencia.
Pero siendo realistas, son pocos quienes tienen esa capacidad de logros en solitario y dándole una segunda vuelta, más que una capacidad admirable o deseable, me atrevería a tildarla más bien de algún tipo de disfuncionalidad social o afectiva porque el hombre instintivamente es social, tanto así que instintivamente se agrupó para obtener más logros de los que podía en solitario.
Cualquiera sea la meta a la que pretendamos llegar, acompañados será más fácil y sin duda, una vez traspasada, el logro se disfrutará el doble.
Aunque en las grandes ciudades existan muchos habitantes, son ante todo individuos que buscan escapar de su soledad sin conseguirlo porque la desorientación es generalizada y cualquier intento de acercamiento se mal interpreta, generándose una barrera infranqueable de incomunicación.
Si tanto nos cuesta acercarnos al otro ¿por qué no buscar alternativas para hacerlo gradualmente sin que esto parezca una intrusión en su intimidad?
Intentando los mismos métodos de resolución para los problemas eternos, no es muy difícil imaginar que el fracaso será el mismo de siempre.
A veces nos entrampamos creyendo que lo estamos haciendo bien pero una trampa no es más que un callejón sin salida del cual difícilmente podremos obtener algún resultado positivo.
La soledad impuesta nunca será positiva mientras que la soledad por elección, si se maneja de manera adecuada, puede transformarse en esa pausa para examinarnos a conciencia y recuperar la energía necesaria.
Al estar en soledad nunca estaremos completamente solos pues al menos nos acompañará nuestra conciencia, esa que vive silenciada por el desordenado bullicio urbano.
De seguro en solitario podremos sacar nuestras propias conclusiones.
 

Contáctenos

Teléfonos de contacto:
+57 (2) 2 37 20 12
+57 315 542 73 66

Dirección:
Calle 4 No. 6-57 Buga - Valle del Cauca - Colombia

E Mail:
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.