Qué cuento cuando cuento?

Escrito por Super User el . Publicado en Columnas
Imprimir

Ante todo creo necesario aclarar que desde el momento en que entablamos una comunicación con alguien, sea del tipo que sea, estamos contando algo, evidentemente con aportes subjetivos creados desde nuestra perspectiva personal.

En pocas ocasiones y quizás nunca, el hombre es capaz de contar una verdad absoluta, de partida porque esa verdad absoluta no existe ya que "la verdad" no es más que una construcción colectiva de un grupo social que comparte intereses comunes.

Entonces, ¿que cuento cuando cuento?

La historia que sale de mi mente no es más que mi experiencia de vida verbalizada gracias al soporte que me puede dar una historia, en definitiva la historia en sí misma es una excusa para transmitir mi pensamiento a través de la palabra.

Bajo esa premisa, se debe considerar que la historia no es elegida al azar. Con el tiempo mi sub consciente irá atesorando en su memoria lo que le parezca provechoso de ser recordado y cada vez que se verbalice será diferente pues la vida es eterno cambio y por supuesto, yo también.

Llevado este concepto a un grupo social, las historias son la forma que el inconsciente colectivo ha encontrado de transparentar su realidad temporal.

Basta con que suceda un acontecimiento diferente en el devenir de un grupo, para que inmediatamente el arte y la narración oral en particular, se apropien del acontecimiento para evidenciarlo en historias subjetivas que irán enriqueciendo gradualmente la memoria universal.

Antiguos pueblos carentes de escritura, nos legaron sus verdades a través de relatos que dan cuenta de lo que fue su realidad en un momento dado.

Historias, mitos y leyendas, por mágicas o inverosímiles que nos parezcan, han surgido de la necesidad. Desde la necesidad primitiva de explicar el por qué de fenómenos naturales como la lluvia, el viento, erupciones volcánicas o terremotos, a la necesidad testimonial de que un acontecimiento dado no se olvide, a la mayor necesidad de todas, explicar el origen mismo de la existencia.

Los pueblos originarios atesoran una rica tradición oral de transmisión de su concepción de la vida a través de relatos fundamentalmente orales que algunos investigadores han ido recopilando para que ese conocimiento ancestral no desaparezca engullido por la vorágine de nuestros tiempos.

Creo que existen 2 dificultades sustantivas cuando se aborda una narración tradicional:

La primera es que se debe ser total y absolutamente fiel al original pues cualquier "aporte" podría desvirtuar el sentido por y para el cual fue creado. Conocer antes de narrar es sinónimo de respeto.

El segundo es que este tipo de relatos suele estar asociado a otros para formar un todo, una concepción filosófica global que el grupo que lo creó tiene de la vida, por lo que para abordar un relato con responsabilidad, no solo se debe conocer "un" relato, sino la multitud de historias que reflejen la identidad de un pueblo.

En ese mismo sentido, las historias generadas en el día a día de la vivencia urbana, serán las leyendas del futuro que darán cuenta de nuestra vida contemporánea.

Los narradores orales tienen la inmensa responsabilidad de rescatar el patrimonio oral que nos han dejado nuestros antecesores y por supuesto, ir generando el legado que les dejaremos a nuestros sucesores.

Hoy en que todo parece estar explicado bajo parámetros científicos, los intentos de comprender por qué el mendigo de la esquina rehúsa monedas o la señora María en esa plaza céntrica grita a las cuatro esquinas que no es virgen o el vendedor de diarios callejero canta hasta las noticias más trágicas todos los días a las 8 de la mañana, serán las leyendas que escucharán los hijos de nuestros hijos, narradas por quienes se habrán tomado el tiempo de conocer esta sociedad que en el futuro será historia.

Contáctenos

Teléfonos de contacto:
+57 (2) 2 37 20 12
+57 315 542 73 66

Dirección:
Calle 4 No. 6-57 Buga - Valle del Cauca - Colombia

E Mail:
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.