EL CUENTO DEL TIO

Escrito por Super User el . Publicado en Columnas
Imprimir

"El cuento del tío", al menos en chile, es la forma más antigua de estafar a alguien con la seducción de la palabra. Impulsados por el facilismo de ganar mucho dinero sin hacer mucho esfuerzo, el ser humano es presa regalada de los maestros de la palabra. Es quizás por eso que esto del cuenta cuentos para adultos o lo de contarle cuentos a un adulto, se asocia más con un engaño que con esa fantasía a la que induce un buen relato bien contado.

Y si de engaño se trata, estamos siendo todos los días de una manera u otra, engañados por nuestro entorno, ya sea de manera artificial con obscuras intenciones o de manera natural por contrasentidos de la naturaleza.

¿Cómo puede ser que las paralelas se junten en el infinito?

¿Quién inventó eso de que la tierra es una esfera si el horizonte lo vemos plano?

¿Los precios de 990 que no son mil, son mucho más baratos?

¿Por qué bebemos agua en botella y no del sistema de agua potable de la ciudad que se supone es " potable"?

¿Las liquidaciones a precios rebajados días después de una fuerte alza de precios, son liquidaciones?

¿Por qué la publicidad nos vende lo que no necesitamos y terminamos guardando máquinas de ejercicio bajo la cama?

¿Las armas de exterminación masiva que nunca existieron pero que permitieron invasiones falsamente justificadas, dónde están?

¿Por qué nos hemos brutalmente endurecido ante la realidad evidente, siendo muchos de nosotros capaces de emocionarnos hasta las lágrimas con la escena de una película adecuadamente estudiada para tal efecto?

La vida contemporánea está tan sobre cargada de información, de la buena y de la mala, que nuestro raciocinio se ve bloqueado ante estímulos reales y se deja seducir por señales trabajadas hasta el extremo híper estudiado del manejo efectivo de la psicología humana.

La música ecualizada con un equipo de última generación que se puede escuchar por los audífonos de marca que hoy todo el mundo ocupa para evadirse de los molestos sonidos de la realidad, se oye infinitamente mejor que la bullente vida de una ciudad.  Las imágenes procesadas por un computador y el software adecuado, tienen una definición y gama cromática impensables. Los estándares de belleza que se nos muestran en los medios de comunicación masiva y a los cuales naturalmente aspiramos, definitivamente no existen ni existirán jamás a pesar de nuestro empeño en llegar a cumplir con esos falsos cánones de belleza artificial.

La vida nos está contando todos los días un cuento nocivo que creemos real. Es hora de que nosotros le contemos un cuento a la vida, ya sea de nuestra propia existencia, de los que nos antecedieron, de los que vendrán o de aquellos que imaginamos pueden venir.

La historia y las historias son tejidas por el hombre, la que a su vez, en un eterno ir y venir, es capaz de modificar la historia misma del hombre.

Un hombre sin pasado no tiene futuro pero recordemos que el presente no existe pues en cuanto comenzamos a pensar en él, ya se ha transformado en pasado.

Amanera de anécdota, un chileno inscribió la luna a su nombre y cuando la NASA empezó con su proyecto de alunizar en ella, le escribieron una carta a tal señor pidiéndole su autorización. Lo que no se sabe es si dio o no el permiso pero eso es asunto de otra historia.

Aspiremos a que el cuento del tío sea recordado como una gran anécdota de la humanidad y seamos capaces de contarla para no olvidarla jamás.

Comencemos a contar la historia desde hoy, esa que ya no existe más que en la memoria del hombre.

Contáctenos

Teléfonos de contacto:
+57 (2) 2 37 20 12
+57 315 542 73 66

Dirección:
Calle 4 No. 6-57 Buga - Valle del Cauca - Colombia

E Mail:
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.